En la actualidad, son muchas las opciones al momento de proteger nuestra PC o laptop de posibles ataques, fraudes y virus que no dejan de mutar y hacerse más poderosos. El mundo de la seguridad en la tecnología ha evolucionado notablemente a lo largo de los años y vale decir que hay opciones para todos los gustos.

Hay quienes optan por proteger sus archivos e información digital con antivirus pagos y hay quienes dicen que no es necesario y prefieren descargar antivirus gratuitos.
Ahora bien, ¿cuál es la diferencia concreta entre ambos tipos de antivirus? Veamos...

Tipos de antivirus

En la actualidad, hablamos básicamente de cuatro categorías de antivirus:

  1. Gratuito
  2. Pagado
  3. Suite
  4. Suite Premium

Partiendo desde el primero hasta llegar al último, van aumentando la cantidad de opciones de protección ofrecidas.

Un antivirus gratuito suele ofrecer al usuario un servicio básico de: escaneo del sistema en busca de malware (que muchas detecta antivirus y no los puede limpiar), análisis automático programable, actualización automática y cuarentena.

Para acceder a una gama más amplia de características y a servicios específicos, suele ser necesario un antivirus pago. Estos ofrecen al usuario un servicio que incluye las siguientes características: protección en tiempo real, control parental y protección contra el robo de identidad, alerta de virus, guía de solución de problemas y apoyo técnico.

Otro detalle a tener en cuenta es el que aducen compañías como Avast, la cual asegura que su producto gratuito está dirigido a usuarios promedio, y que su antivirus de pago es para usuarios más avanzados.

Detección

Si ponemos a rodar en el mismo sistema a un antivirus gratuito y a uno pago, podremos observar una pequeña diferencia en cuanto al nivel de detección: el antivirus pagado es capaz de realizar una búsqueda profunda y detectar algunas amenazas más que su contraparte.

Para dar un ejemplo concreto del caso, el medio PC World emprendió una comparativa entre ambos tipos de antivirus y llegó a la conclusión de que un antivirus pagado fue capaz de detectar un 96.2 por ciento de amenazas, mientras que un antivirus gratuito fue capaz de detectar un 95,7 por ciento de amenazas. La diferencia no es tan grande, pero al momento de intentar librarnos de un virus, cuenta.

Algo semejante sucede al momento de desinfectar un sistema, el antivirus pago suele ofrecer una limpieza más completa y profunda que su contraparte. En este punto y de acuerdo a los resultados de PC World, un antivirus pago tuvo una tasa de eliminación de amenazas del 44 por ciento, mientras que un antivirus gratuito tuvo una tasa de eliminación de virus del 34 por ciento.

Productos recomendados

Como pudimos observar, el punto en común entre todos los tipos de antivirus es el escaneo del sistema y la actualización automática. La diferencia más notable es la asistencia técnica y las opciones de desinfección del sistema.

Cuaquiera sea el antivirus que usted elija para su sistema, es posible recomendar los siguientes:

Gratuitos

  • Avast Free Antivirus
  • Avira AntiVir Personal

Pagados

  • Norton Antivirus
  • BitDefender Antivirus Pro 2011
Sin votos aún