Las personas que necesitan de una conexión a Internet para desarrollar su trabajo cotidiano saben reconocer la importancia de un buen proveedor y una señal que nunca falla. Sin embargo, este idilio con Internet suele acabar al momento en que debemos salir de casa, dejar atrás nuestra conexión segura y viajar hacia otro lugar.

Cuando planeamos unas lindas vacaciones o un viaje de negocios, comienza a rondar por nuestra cabeza la preocupación de si tendremos una buena conexión a Internet durante esos días. Para evitar un mal rato y asegurarnos en la medida de lo posible de que todo funcione, veamos algunos consejos útiles:

No confiar plenamente en el servicio de Internet móvil

En la actualidad, existe una gran variedad de servicios de Internet móvil que parecieran ofrecer una buena conexión en cualquier lugar. Sin embargo, antes de emprender un viaje pensando que tiene la mejor solución en sus manos, debe averiguar los límites de cobertura de la compañía que contrató a fin de saber si verdaderamente va a tener señal adonde vaya. En caso de que no sea así, puede pedir referencias acerca de las compañías que cubren la zona hacia donde se dirige, averiguar como funcionan y tal vez pueda cambiar temporalmente de proveedor.

Sitios con Wi-Fi

Al momento de planear su viaje, tenga en cuenta que hay aerolíneas que ofrecen aviones y aeropuertos con Wi-Fi, puede elegir estos para aprovechar el tiempo de su viaje y trabajar. También puede realizar una investigación previa a fin de conocer cuáles son los bares o restaurantes de la ciudad que ofrecen conexión a Internet. De este modo siempre tendrá una segunda opción si la primera falla.

Medidor de redes

Aparte de tener en cuenta los anteriores consejos, trate de utilizar programas como NetStumbler o InSSIDer, los cuales son capaces de brindar información muy precisa acerca del estado de la señal de Internet en diferentes lugares. De este modo podrá saber de antemano cuál de las diferentes señales que detecta en la zona, tiene mejor alcance y velocidad.

Chequear la velocidad

Una vez instalado en su destino de viaje y con su teléfono celular o laptop a mano, se recomienda que chequee la velocidad de la banda ancha. El hecho de que pueda observar en la pantalla una señal con cinco barras, no significa que la velocidad sea buena. Hay una gran variedad de medidores de velocidad online que pueden ayudarlo a salir de este trance y hacerlo notar que tal vez en otro lugar del hotel donde se hospeda, pueda disfrutar de una buena señal con mejor velocidad.

Llevar su equipo de conexión inalámbrica

Más allá de que elija especialmente un hotel con Wi-Fi, tenga siempre en cuenta que algo puede fallar y tal vez se quede sin conexión en el hotel por cualquier motivo, los imprevistos existen. Para evitar un mal momento, puede llevar su propio equipo de conexión inalámbrica a cuestas y conectarse con su router desde la habitación del hotel para trabajar tranquilo.

Protección con Wi-Fi público

En caso de que decida utilizar una conexión pública, es decir, de un hotel o un bar, y tenga que trabajar con información importante, trate de proteger su seguridad por medio del uso de servicios públicos como Hotspot Shield, e intentando ingresar siempre a sitios HTTPS, para no sufrir fraudes ni robo de información importante para usted.

Sin votos aún