Samsung Galaxy Mini 2

Para quienes se interesen por el Samsung Galaxy Mini 2 hay que decirles es la renovación de la gama de entrada que ofrece la compañía con sistema operativo Android. Uno de los aspectos que llama mucho la atención es que el estándar de la llamada “gama de entrada” ha mejorado notablemente con el paso de los años pues la performance de este terminal es realmente soberbia.

Quizá una de las características más ordinarias del Galaxy Mini 2 es el no contar con tecnología que mejore el contraste o el brillo de su pantalla, lo que por una parte es conveniente pues nos permite comprarle a mucho mejor precio. La pantalla tiene 3.27 pulgadas y la resolución máxima es de 320x480 píxeles.

El procesador es de un solo núcleo, pero funciona a 800MHz – mucho mejor de lo que tenían los súper móviles de hace cinco años atrás. Tiene 512 MB de Ram, 4GB de almacenamiento interno y la posibilidad de expandir la memoria hasta 32GB gracias a las tarjetas MicroSD.
A nivel de conectividad cuenta con compatibilidad para HSPA (alcanza hasta 7.2Mbps), tiene acceso vía WiFi, bluetooth 3.0 y GPS. Como era de esperarse, uno de los elementos que no se ha trabajado para nada es la cámara, la que tiene escasos 3MP y graba video en modo VGA nada más.

Samsung Galaxy Mini 2

Las ventajas del Galaxy Mini 2

Como adelantamos anteriormente, el Samsung Galaxy Mini 2 tiene novedades para su audiencia, y estas son precisamente contar con sistema NFC y una mejora en la batería. Quienes compren este teléfono tendrán una batería de 1300mAh, lo que representa apenas 100mAh que la anterior, pero que al tener mejores chip puede administre mejor el uso de la misma.

El modelo que cuenta con NFC tiene un grosor de 11.9mm y pesa 106 gramos, mientras que la versión que no dispone de este sistema es 0.3mm más delgada y pesa apenas un gramo menos.

El sistema operativo que utiliza en Android 3.2 (y parece no habrá actualización como en el Galaxy S2), tiene interfaz TouchWiz y varios otros chiches.

Sin votos aún