Steve Jobs comenzó una nueva conferencia de prensa diciendo la frase “No somos perfectos”, refiriéndose al nuevo problema descubierto en la última generación del teléfono móvil iPhone 4.

Desde California, Jobs comenzó a hablar sobre el “Antennagate”, este nuevo problema de recepción del iPhone que produce pérdida de señal si se lo toma con la mano izquierda de determinada manera.

Tomando el teléfono de una manera específica, se pueden producir cortes en las llamadas. Esto molestó a una gran cantidad de usuarios que se vieron totalmente decepcionados.

Steve Jobs pidió disculpas a los damnificados y contó que la compañía ha estado trabajado en una solución que resolvería el problema.

El problema en sí es muy grande porque la última versión el iPhone fue la más vendida. Apple vendió más de 3 millones de unidades en solo 22 días. Llegando a tantos usuarios, el problema se hizo más notorio y se convirtió en uno a gran escala.

La solución encontrada: fundas de goma

La compañía se encargará de entregar de manera gratuita nuevas fundas de goma que reducirían el problema de recepción de señal hasta el día 30 de setiembre de este año. Además, aceptarán devoluciones de dinero a usuarios que estén dentro de los primeros 30 días de la compra del teléfono. Cualquiera que haya comprado una funda de Apple recibirá la devolución.

Steve Jobs dijo que este problema de recepción de señal es común y lo comparó con dispositivos de otras marcas, como BlackBerry o Samsung. Mostró videos de otros dispositivos perdiendo señal en ciertas circunstancias.

El diseño de la antena implicó una gran inversión. Entre 18 científicos e ingenieros diseñaron la antena mediante una inversión en investigación de 100 millones de dólares.

Para cuantificar la dimensión del problema, Jobs comentó que sólo el 0.55% de los usuarios de iPhone 4 reportó este problema de recepción. El índice de devolución del equipo es de 1.6%, comparado con el 6% de la versión anterior.

También declaró que “los teléfonos inteligentes poseen puntos débiles, un grupo de dueños ha llamado para quejarse, los índices de devolución son menores, y el número de llamadas perdidas no es enorme”. La conclusión de la compañía es que el problema no es tan grande como parece.

Ayer, la compañía lanzó la versión 4.1 del sistema operativo iOS, que soluciona el problema de la cantidad de barras de señal mostradas en pantalla. Además, informó que no será capaz de fabricar las fundas de goma tan rápido, por lo que recomienda a los usuarios otras marcas de calidad que podrán solucionar el problema.

Puntaje: 
Sin votos aún