Dicen que todos los excesos son malos y casi siempre tienen razón; aunque beber con moderación no tiene nada de malo y algunas bebidas alcohólicas como el vino o la cerveza tienen algunos beneficios, la adicción a la bebida es bastante perjudicial para nuestra salud. El doctor Damon Raskin, especialista en adicciones nos dice qué sucede si dejamos de beber alcohol.

1

Dormimos mejor

Un reciente estudio realizado por la Alcoholism: Clinical & Experimental Research, descubrió que antes de dormir y si hemos bebido (alcohol) aumentamos los patrones de ondas alfa en el cerebro, actividad cerebral propia de cuando estamos despiertos, lo que se traduce en un sueño interrumpido o una mala calidad de sueño.

2

Cenamos menos

No es secreto que el alcohol nos abre el apetito. Un estudio realizado por la American Journal of Nutrition determinó que el alcohol es un impulsor de la gesta de alimentos. Se estima que después de beber (alcohol) se come hasta 30% más alimentos.

3

Antojos dulces

Deben saber que el azúcar aumenta los niveles de dopamina (conocida como la hormona de la felicidad, placer o de recompensa). Es decir que si renunciamos al alcohol lo más probable que le cerebro busque otra manera de buscar liberar estos químicos, y una de las vías más comunes es la necesidad de azúcar.

4

Bajamos de peso

Por deducción lógica si alcohol nos abre el apetito y lo dejamos de consumir, por consecuencia comeremos menos y eso nos hará perder algunos kilitos. Pero debes saber que una hombre que bebe alcohol “moderadamente” consume un promedio de 433 calorías y 300 calorías si es mujer. Además todas las bebidas tienen calorías, y un cóctel puede llegar a tener más de 400 calorías (como una piña colada o una margarita).

5

Mejoramos la piel

Al pasar algunos días de dejar de beber alcohol, notarás que tu piel estará más lozana y más hidratada. Esto se debe que el alcohol es un potente diurético que te hace orinar mucho y te deshidrata, también disminuye la producción de la hormona antidiurética, la que es responsable de absorber el agua para nuestra piel.

6

Vas a tener más dinero

Todos los que beben saben que hay que tener un presupuesto para hacerlo. Salir de copas casi nunca es barato y si tus gustos van por los buenos vinos o whiskys ya hablamos de decenas de dólares de gastos. Solo debemos sacar cuentas para saber todo lo que podemos ahorrar si no bebemos.

7

Te puedes irritar

El alcohol es un estupendo desinhibidor, un excelente lubricante para las penas. Es posible que dejar de hacerlo te ponga más irritable y que si ves que los demás lo hacen sientas un poco de envidia.

8

Menos cáncer y más enfermedades cardiacas

Las probabilidades de que sufran cáncer se reducirán, sobre todo en cáncer de boca, hígado, mama, colon y recto. Pero también se sabe que el consumo moderado de alcohol reduce considerablemente las posibilidades de sufrir enfermedades cardiacas, cardiovasculares y cerebrovasculares.

Su voto: Ninguno Average: 2 (2 votes)