Siesta

Un artículo en la revista Sleep nos dice que tomar una siesta de 10 minutos al día nos ayuda a mejorar nuestra atención y a recargarnos de energía; expertos aseguran que ayuda a la creatividad. La psicología e investigador de siesta Sara Mednick, en su libro “Tomar una siesta” nos asegura que una siesta puede ser muy reparadora; pero qué tenemos que hacer para tomar una buena siesta. A continuación algunos muy útiles consejos para tomar la mejor siesta de tu vida.

1

Mejor en la tarde

La siesta fue tomada en serio a mediados de los años 80, muchos investigadores llegaron a la conclusión que la tarde es el mejor momento de tomar una siesta, el cuerpo lo llega hasta pedir.

2

Ganar sueño

Si tienes planeado quedarte hasta tarde despierto estudiando trabajando, una siesta de un par de horas puede ser de gran ayuda. Recuerda que una siesta antes del desvelo es mejor que una siesta para recuperar el sueño perdido.

3

El tiempo justo

Los expertos recomiendan tomar siestas de 10 o 20 minutos, siestas más largas pueden causar lo que se conoce como “ inercia del sueño”, períodos de somnolencia, desconcentración. Ya que las siestas largas hacen que nos despierten de un sueño profundo, lo que se logra con mucho tiempo dormido, mientras que en minutos no logramos este estado del sueño.

4

Una alarma

Es complicado medir el tiempo justo de una siesta mientras se está dormido. El psicólogo clínico y fundador de NYC Sleep Doctor, Janet Kennedy, recomienda tener una alarma para dormir una siesta medida sin pasarse de tiempos.

5

Un buen lugar

Para tomar una buena siesta es importante un buen lugar. Debe ser oscuro, sin ruidos e interrupciones y si es necesario taparse los ojos y usar tapones.

6

Una taza de café antes de la siesta

La cafeína tarda unos 20 minutos en causar su efecto, ideal para beber una buena taza de café antes de tomar una siesta de 20 minutos, así se despertará con mucha energía y muy alerta.

8

Dormir relajado

Para tomar una siesta debe estar totalmente relajado, despejado y completamente tranquilo. Si no logra esa paz para realizar la siesta pruebe con la meditación o alguna música relajante.

Sin votos aún