Niño estresado

Cuando hablamos de estrés siempre los asociamos a personas adultas, a temas de depresión y ansiedad; pero debe saber que el estrés no discrimina y también afecta a los niños. A continuación veremos algunas de las causas más comunes que generan estrés en los niños.

1

No sentirse queridos

La percepción de los niños no siempre es acertada, y muchas veces a pesar que los padres realmente aman a sus hijos ellos no lo ven así, suficiente razón para tensarlos y causar estrés. Los padres deben demostrar en todo momento el amor a sus hijos para evitar esta clase de malentendidos emocionales.

2

Condicionar el amor

Muchos padres cometen el grave error de condicionar el amor con el comportamiento, es común la frase “si no te portas bien ya no te quiero” o “si te portas bien te quiero más”. Este condicionamiento causa un conflicto emocional en el niño que rápidamente puede derivar en estrés. Los padres no deben mezclar jamás el amor de padres con la educación.

3

Sobreprotección

No es secreto que la sobreprotección en un niño no es buena, este puede sentirse disminuido y desconfiar de sus propias capacidades, situación que lo podría llevar fácilmente al estrés. La confianza que le dan los padres a sus hijos es importante, podemos dejar que hagan sus propias cosas, siempre con la supervisión, más no con la sobreprotección.

4

Duelo

La muerte de un ser querido lleva fácilmente a cualquiera a un severo cuadro de estrés, pero en un niño más difícil aún, sienten ansiedad y confusión, además de tristeza y dolor. No existe un manual para afrontar estos momentos, pero los padres deben guiar a sus hijos en estos momentos, ser sinceros y explicar la realidad de los hechos con bastante tino; inclusive cuando muere una mascota.

5

El primer día de clases

Si hacemos un poco de memoria y recordamos nuestro primer día de clases, seguro que entenderemos el porque este día puede crear bastante ansiedad y estrés en un niño, sobre todo la primera vez. En estos casos sólo debemos brindar apoyo incondicional y hacer sentir que no están solos, mostrarle el lado nuevo de ir al colegio, aprender y conocer nuevos amigos.

6

Las peleas de padres

Las peleas entre los padres pueden causar muchos problemas psicológicos a su hijo, quizás no lo exterioricen de niños, pero a la larga es un trauma pesado de llevar. Cuando los padres pelean generan en los hijos ansias, tristeza y estrés, y lo que es peor una sensación de culpa. En estos casos los padres deben resolver sus diferencia lejos de las miradas de los hijos.

Sin votos aún