Netgear av200

Netgear fue fundada en 1996 en Santa Clara, California, momento desde el cual comienza a presentar soluciones de red para particulares y empresas hasta el punto de llegar hoy en día a ofrecer conectividad WiFi a los hogares con la sola condición de disponer de un enchufe. Dentro de su catálogo de soluciones Powerline, el XAVNB2001 incorpora un punto de acceso en cualquier parte de la casa donde se disponga de un enchufe.

El hardware que comercializa Netgear para crear puntos de acceso, entrega conectividad WiFi tipo N, el cual tiene un límite teórico de transferencia de 600Mbps (802.11n). Este sistema hace uso simultáneo de las bandas 2,4Ghz y 5,4Ghz.

Para que este sistema funcione de forma perfecta, se necesita que se encuentre conectado a un enchufe de corriente y conectado vía Ethernet con el router. Aunque funciona bajo la normativa “n”, el límite teórico sobre el que funciona es de 200Mbps y tiene un sistema de seguridad basado en la pulsación de un botón que se ha llamado “push and secure”. El fabricante con la intención de no crear un dispositivo que consuma más de lo que debe, incorporo un apagado automático que controla el gasto eléctrico, característica que se agradece bastante.

La modalidad de uso es bastante sencilla, simplemente hay que conectar el adaptador Powerline AV200 a la corriente, y luego desde cualquier parte de la casa donde no haya cobertura, pero sí un enchufe, conectar un ampliador Powerline AV200 Wireless N. Este dispositivo no posee una configuración complicada, simplemente se debe conectar, se reconoce la señal y luego asegurar mediante el botón “push and secure”.

Sin votos aún