Estudios de mercado realizados a través de la muestra de un número significativo de individuos o tendencias que, llevado al análisis y sometido a las variables estadísticas, arrojaban datos esclarecedores sobre qué, cómo, cuándo, a quién, por qué… y en definitiva, todos los interrogantes que rodean el lanzamiento de un nuevo producto, bien, servicio, etc. y sus posibilidades de éxito.

Este tipo de estudios previos son fundamentales para el éxito de cualquier proyecto emprendedor y forman parte de algo que los artistas consideran opuesto a la creatividad pero que, analizaremos para comprobar cuanto de relacionados entre si están ambos conceptos; el método.

La evolución, mucho más que el éxito

Evolución, término mal entendido que al igual que la creatividad asociada a las artes que llegan de las “musas”, se entiende y aplica siempre en sentido darwiniano dejando en las manos del momento y del conjunto de las sociedades el hecho de que se produzca o no.

Sin embargo, ni uno ni otro, ni evolución ni creatividad son en sí mismos nada sin el método

.

Durante muchos siglos, la creatividad fue considerada un don, algo con lo que se nacía o no, hoy se ha comprobado que la creatividad, como el resto de las “artes y las ciencias” puede ser aprendida, pulida, modificada, promocionada y perfeccionada y, cuando esto se logra, nos encontramos ante… si, así es, ante una evolución.

La creatividad estuvo asociada, en cierta manera encapsulada, durante varios siglos en personalidades de las artes. Llámese un Picasso, un Mozart, un Shakespeare. Simplemente el vulgo lo hacían depositario de esas dotes de clarividencia conceptual a ese pequeño grupo de generadores de arte.

Redes sociales

Pero volvamos a las redes sociales y su aplicación en mercadotecnia, a las redes sociales como parte del método a emplear para agudizar la creatividad, las redes sociales como estudio de mercado previo al éxito y por lo tanto, como base sobre la que se asienta el emprendimiento y, su consecuencia final; la evolución.

Una red social, no es únicamente un lugar en el que mis amigos y yo compartimos experiencias que, adicionalmente le llegan a los amigos de mis amigos y así sucesivamente.

Sí en cierto modo, pero no como razón de ser

Una red social es un espacio abierto en el que existe una muestra representativa de todos los puntos de vista, tendencias, intereses, críticas, búsquedas, etc.… basadas en principios de ética, transparencia y confianza que es algo intrínseco a Internet y su capacidad para eliminar fronteras y crear verdaderas comunidades.

Es por esto que en una red social se pueden encontrar las claves de la creatividad. Únicamente a través del estudio de los intereses de la comunidad se podrán elaborar campañas que resulten atractivas, interesantes, seguidas y de las que resulten alianzas, que evidentemente, actuarán como subredes sociales y marcarán la tendencia de la evolución de la sociedad

¿Virtual o Real?...

Poco importa, si de lo que se trata es de crear un nuevo modelo productivo sustentable y sostenido en el tiempo, basado en la generación de riqueza, en la transmisión de bienes y servicios útiles para las sociedades.

Es por esto que las nuevas tecnologías y, más concretamente el marketing viral, virtual y tecnológico, han sido el único sector con porcentajes de crecimiento y creación de empleo incluso, en los momentos más críticos de la crisis.

La razón; ¿La Creatividad?... ¿La evolución?... ¿El emprendimiento?... si, pero no de inicio, de inicio, como premisa básica, la información. ¿Existe algo más valioso que la información para enfrentar los procesos vitales, sean profesionales, personales, sociales o de cualquier índole?… la información es la clave.

La calidad de la información, todo lo que se necesita saber para alimentar la creatividad, el emprendimiento y generar una evolución, está inmerso en la información.

Llegado este momento, es fundamental que la sociedad virtual paralela que se mueve en la red, democratice la información ya que las posibilidades, las oportunidades, están ahí, pueden verse o pueden estudiarse, el resultado final es crearlas, impulsarlas, promocionarlas y hacer que generen riqueza.

No esperen la certeza ni la perfección, únicamente creen

Bajo este esquema que planteamos, la creatividad debe ser vista como un método a seguir a través del cual se van perfilando las opciones que, de acuerdo a los estudios de mercado que nos ofrecen las nuevas tecnologías, nos abren caminos distintos con oportunidades potenciales, nunca son certezas… la certeza ya no existe hace siglos que hiberna tras comprobarse cómo la certeza minimiza la productividad, elimina la creatividad y anula el emprendimiento.

Sin votos aún